martes, 5 de junio de 2007

Publicidad en calle


Esta publicidad en calle de Beldent puede dar para más de una interpretación, aunque seguramente haya sido pensada por los creativos para darle un solo sentido. La pareja de ancianos parece vivir la “vida con frescura”, por lo cual el hombre realiza un atlético salto no tan común a esa edad, y su mujer festeja.
Pero también puede ser que el hombre caminaba del brazo de su esposa y topó con una cáscara de banana o una caca de perro (tan común en Buenos Aires), por lo cual justo le tomaron la foto en el momento de la patinada previa a la caída, y su mujer no puede hacer menos que reírse, entonces la cara del hombre ya no es de felicidad, sino una mueca previa a un gran dolor de cóccix.
Muchas personas en lugar de auxiliar a alguien que tiene un accidente, primero se tientan. Y en ciertas parejas no se desaprovecha oportunidad como para reírse del otro cuando le ocurre un incidente ridículo.



contador de visitas



contador de visitas

2 comentarios:

Alejandro Schneider dijo...

muy bueno

Alicia Seminara dijo...

ay, pero qué imaginación!

A vos se te ocurrió eso?

Para seguir con esa misma línea de pensamiento, yo podría imaginar que es un jubilado con muchas energías practicando una patada karateka.

Si pensara como una pacata profesora que tuve en la secundaria (que a cualquier cosa le encontraba otro sentido), imaginaría que el señor tomó alguna sustancia "ilegal" y que no puede contenerse de tanta energía.

Si fuera un niñito, te diría que el señor está jugando a que es un oso o un monstruo y que quiere asustar.

Ok, ya drené demasiado mi cerebro.

Muy interesante!